Quienes somos


Tu Mundo Puesto en Pie se mueve gracias al trabajo en red de nuestro equipo. Somos dos Psicólogas y un Nutricionista fieles a nuestros principios y valores en la importancia del cuidado de la Salud Mental y Física. Nuestro estilo de vida y nuestra profesión nos han dotado de útiles herramientas, que desde Tu Mundo Puesto en Pie queremos transmitir.

Te invitamos a que nos conozcas más de cerca:

Saioa Barredo Canales

Psicóloga

Licenciada en Psicología desde el año 2005, ejerciendo desde entonces y en constante formación.

En el momento en el que tuve que escoger un itinerario laboral tenía claro que quería que estuviera encaminado al trabajo con PERSONAS, ya fuese a nivel educativo o asistencial.

Supongo, que circunstancias vividas en mi entorno a lo largo de mi infancia y adolescencia, hicieron que me familiarizara con la profesión, lo que finalmente, me llevó a escogerla como carrera y a día de hoy convertirse en mi labor profesional.

Sin duda, pasado el tiempo, hoy día la considero la elección correcta. Puedo decir que disfruto de mi trabajo y que aprendo de cada una de las personas a las que atiendo y he tenido el placer de atender hasta el momento.

Tras terminar la carrera quise seguir formándome, por lo que me especialicé en Terapia Cognitivo-Conductual para más tarde complementarlo con un Máster en Psicología Clínica, ambos convertidos hoy en día en mi herramienta fundamental de trabajo.

Tras estos 4 años de formación Post-Universitaria, compaginada con diferentes experiencias laborales como Psicóloga en Organizaciones sin ánimo de lucro y Consultas privadas, me vi con las aptitudes necesarias para crear mi propio Gabinete de Psicología, anteriormente llamado Gabinete Psicológico Saioa Barredo y hoy convertido en Tu Mundo Puesto en Pie: mi lugar habitual de trabajo.

La Psicología ya no sólo es la carrera que escogí, ya que ha influenciado enormemente a mi filosofía de vida y manera de vivir. Puede decirse que la Psicología es la fuente de la que me nutro y crezco cada día a nivel profesional y personal.

Desde su nacimiento en 2009, Tu Mundo Puesto en Pie, es ahora el resultado de todo ello.


Daniel Hernández Rosado

Dietista-Nutricionista

La nutrición vino a mí a través de una gran afición por el ejercicio físico, lo que hizo que empezara mi andadura profesional estudiando para ser técnico superior en animación de actividades físicas y deportivas. Después, trabajando como entrenador personal me di cuenta del impacto tan positivo que puede tener en las personas el ejercicio físico.

Fue durante esta etapa cuando formándome con el Dr. Juan Luis Zunzunegui descubrí mi pasión por el cuidado de la salud y entendí el potencial de la prevención y el cambio de hábitos para mejorar la calidad de vida. También fui consciente de lo esencial de alimentarse bien. Esto unido a las limitaciones que suponía para mí el hecho de no tener una base clínica sólida hizo que rápidamente tuviera claro que quería estudiar el Grado en Nutrición Humana y Dietética.

La nutrición y la dietética me aportan toda una nueva dimensión, es todo un mundo que va creciendo y en el que cada vez está más claro que es uno de los pilares para la prevención y el tratamiento de la mayoría de las patologías. Este ritmo de expansión hace que sea necesario que esté continuamente formándome y reciclándome asistiendo a congresos y cursos, además de consultando artículos científicos, libros y redes sociales.

Otro aporte valioso que me da el tener una buena base es el criterio científico-técnico, la cual aporta el rigor a la hora de trabajar, lo que me permite hacer más fácil lo que parece difícil y desconocido, haciendo que los pacientes sean capaces de hacer las mejores elecciones posibles la mayor parte del tiempo.


June Asín Echebarría

Psicóloga

Llevo practicando la psicología desde hace 10 años. Mi trayectoria profesional ha abarcado diferentes ámbitos de actuación, como son la violencia en la pareja y la familia, psicología clínica y de la salud y familia.

Soy una persona curiosa y siempre con ganas de aprender más, esto me ha llevado a hacer un recorrido personal y profesional por distintas áreas de la psicología y conocimientos afines. El motor de mi búsqueda siempre ha sido entender el mecanismo que nos regula a nivel emocional, mental y corporal, por ello comencé estudiando el modelo cognitivo – conductual, modelo que me ofreció la base terapéutica desde la que trabajo.

Continué buscando en otras disciplinas, hasta que me encontré con la Terapia de Aceptación y Compromiso (ACT); este modelo se centra en los valores individuales de la persona, el contexto y las circunstancias que está viviendo aquí y ahora. Una de las herramientas terapéuticas que se utilizan en ACT, es el Mindfulness, hace más de 3 años que empecé a conocer y a practicar con esta herramienta, me enamoré y me convertí en Instructora de Mindfulness, que hoy en día se ha convertido en una forma algo distinta de ver la vida y una filosofía. La filosofía de lo simple.

En cuanto a mi trabajo con familias, lo he desarrollado tanto en el ámbito público (CDIAP), como a nivel privado, trabajando temáticas comportamentales, pautas educativas, límites, y problemas clínicos, tales como mutismo selectivo, encopresis, tartamudeo, etc... Es un tema que me apasiona; la educación, comprender cómo se producen las relaciones, aprender a encontrarte tú y cada miembro de tu familia, dentro de la red familiar.

Me gusta mucho la frase que dice “el cambio es la única constante”, nuestra vida pasa por multitud de diferentes situaciones y periodos y todos ellos necesitan un periodo de adaptación y reajuste. Esto se ve mucho más claro cuando hablamos de la educación de nuestros hijos e hijas. A este respecto, tengo tres conceptos clave: Equilibrio; Conciencia; Aceptación. Entender que no somos perfectos, que cometemos y cometeremos errores, aceptando que la realidad no siempre ocurre como a nosotros nos gustaría, pero que muchas veces nos ofrece lo que necesitamos, impulsando una transformación, que a veces pasa por cambios cuantitativos y observables, pero que muchas otras veces pasa por simplemente adaptar nuestra perspectiva y ser más conscientes de lo que ocurre en nuestro interior y en nuestro entorno.


Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. OK